Athletic suma 3 ante el Levante con polémico penalti al minuto 90.

114

El Athletic hizo lo que mejor sabe, jugar al futbol en juego de muchas emociones, superando 3-2 al Levante. (Foto © marca.com)

 

Noventa minutos son muy largos en San Mamés. El Levante, impecable, había igualado en el diluvio cuando llegó un penalti de Simón a Muniain, que al menos necesitaría un congreso para aclararlo. El equipo de Paco López se fue con la sensación de que le habían quitado algo. Al Athletic le sale todo. Salió como un cohete y encontró un premio cuando ya se habían acabado los boletos. Muniain puso el broche al no temblar en el penalti.

Un comienzo atronador desarmó al Levante. Cuando llegó el cuerpo de salvamento ya llevaba dos goles en contra, demasiado ante un rival que disfruta a la espera del contrario. El Athletic ya está en la Liga que va a luchar por el menú grande de Europa. Al Levante le queda un recorrido de curvas.

El Athletic entró en el partido sin cadena, como si le hubiera sonado la alarma. En una de las primeras travesuras Córdoba conectó con Yuri y el lateral resolvió con un zurdazo de lateral brasileño con el que casi descose el balón. La banda izquierda fue la mejor autovía del equipo rojiblanco en la primera parte. Este Athletic en ventaja es una cima Coppi para el rival.

El primer gol del Levante llegaba por penal de Roger al minuto 50 y después de estar arriba el Athletic con los goles de Yuri (5′) y Williams (27′), empataban de manera milagrosa por Cabaco al minuto 89.

La jugada polémica llegaba con el penal en el 92′, cobrando Muniain el gol de la victoria.

El Athletic se ha acostumbrado a sufrir. Sigue un guión y eso le ha llevado al balcón europeo. El Levante flota entre el peligro toda la temporada. Fue ejemplar en el esfuerzo y mereció más por su gran segunda mitad. Se encontró un rival sin cadena al que ahora le sale todo.

 

Texto: marca.com